Noticias escuelita

¡Nuestra « cocinita de exterior » se ha mejorado !

La cocinita de exterior, que los anglosajones llaman muy apropiadamente “mud kitchen” (cocina de barro), seguramente es uno de los espacios de la escuelita que más les gusta a los niños. Y no es nada sorprendente: la cocinita de exterior, aparte de permitirles imitar lo que hacen los adultos,

– fomenta su imaginación (cuántos pasteles de barro, espaguetis de hierba y más manjares preparan!),

– desarrolla el juego simbólico (“yo soy el papá, la mamá, el cocinero, doy de comer al bebé”, etc.),

– favorece la interacción y la cooperación entre los niños,

– les permite entrenar su motricidad fina (arrancar las hierbas, mezclar la arena con el agua, usar palas de cocina, trasvasar, etc.),

– potencia el sentido del tacto

– y les permite aprender acerca de la transformación de la materia (ver como si diluye la tierra en el agua…).

 

En la escuelita, este espacio está dividido en 2 zonas:

– una cocinita cubierta (ubicada debajo del “barco pirata”), donde los niños tienen a su disposición frascos de diversos tamaños con semillas y granos que pueden ir cogiendo, manipulando, organizando a su antojo, y un hornito para hacer pasteles;

 

– una zona de agua con dos fregaderos y sus respectivos grifos, y multitud de vasos, platos, ollas, cubiertos, que les permite dejar libre curso a sus múltiples proyectos como cocineros en ciernes!

 

Aquí un mini vídeo de los niños preparando “harina de chocolate”!!

About Gwen

Hola, soy Gwen, una de las mamás (y papás) que participaron a la creación de Pan y Cacahuetes. Mamá de 3 niños, traductora y "bloguera", Belgo-inglesa de nacionalidad y Española de corazón ;-) Mis otros blogs: www.architect-alpujarra.com ; www.au-rythme-des-enfants.com
View all posts by Gwen →

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *